miércoles, 11 de julio de 2018

Criterios desconocidos y suspensos masivos no justificados: así son las oposiciones docentes en Madrid

Durante la educación secundaria, los docentes madrileños enseñan a los alumnos que tienen derecho a saber cómo han sido corregidos en una prueba escrita y que pueden conocer los criterios de corrección sobre todo apartado. También que poseen un derecho tan básico como el de saber de qué parte del temario se están examinando.La imagen puede contener: texto
La dirección de la asamblea de Madrid es: ASAMBLEA DE MADRID, Av. Pablo Neruda, 142, entrevias-asamblea.

Sin embargo, a la hora de intentar obtener una plaza pública como docente en la Comunidad de Madrid, un proceso aún abierto a día de hoy, estos derechos se han esfumado sin dejar rastro.

Los aspirantes a plaza han tenido una primera fase con dos pruebas. En la prueba teórica, lo único que conocían del temario eran los nombres de los temas, algunos tan cortos y ambiguos como ‘geometría del triángulo’ o ‘lenguaje y pensamiento’. Como añadido, la opacidad de los criterios de corrección de la teoría ha sido absoluta. Los tribunales poseían una lista de conceptos que los examinados no conocían y que han revisado para restar puntos de la nota. Esto no ha evaluado los conocimientos del aspirante, dado que los temas pueden ser tan amplios que se aprueba si se coincide en tales conceptos con los correctores. Simplemente ha servido de embudo aleatorio para descartar opositores.

En ambas pruebas de la primera fase (teoría y práctica) tampoco se ha permitido ver el examen, ni siquiera los posibles errores ortográficos que restan puntos del mismo. Sí se pudo solicitar reclamación, pero ha sido el mismo tribunal que lo corrigió en primer lugar quien lo ha revisado, no un agente externo.

Esta situación y los duros cortes para pasar a la siguiente fase han llevado a resultados tan poco deseados como que en algunas especialidades puede que no se cubran ni la mitad de las plazas ofertadas. Esta situación no es desconocida de otros años, pero la convocatoria actual está siendo especialmente notoria en términos de suspensos, la inmensa mayoría ceros y unos. Existen casos donde folios y folios escritos han llevado a una nota final de 0,0000. Cabe destacar que el hecho de no superar la primera fase no indica que un aspirante no sea apto para la docencia, pues hablamos de criterios arbitrarios y nada transparentes que no evalúan la capacidad de los aspirantes. De hecho, muchos de ellos tienen años y años de experiencia como interinos, algunos décadas.

A la vista además de los porcentajes de aprobados por tribunal en esta primera fase se puede apreciar que el proceso posee un importante sesgo subjetivo: el tribunal donde un aspirante se examina constituye un factor crucial para su nota. Resulta alarmante también que el proceso ya no puede seguirse de manera pública, como ocurría en el pasado, que los docentes con plaza pueden solicitar de manera voluntaria ser miembro de un tribunal, y que se obliga a los alumnos a realizar el examen en papel autocalcable, comprometiendo estas tres cosas la imparcialidad de la prueba.

Los aspirantes en Madrid han decidido constituir una plataforma de protesta, de igual manera que sus compañeros de Murcia, y han convocado la primera concentración a las puertas de la Asamblea de Madrid el jueves 12 de julio a las 12 horas. En redes sociales hay cada vez más grupos y subgrupos y se ha creado también una petición en change.org, dirigida al Ministerio de Educación, Cultura y Deportes, de alcance nacional y que ya ha superado las 20.000 firmas. Existe también el hashtag #fraudeoposicionesdocentes en Twitter. Los miembros de la plataforma exigen dimisiones de los responsables de esta situación no deseada y quieren ver sus exámenes y conocer los criterios de corrección. Opinan además, y luchan por ello, que es urgente una renovación del proceso que garantice la equidad, que respete los principios básicos de un colectivo de personas que se examina, como derecho a conocer la corrección del examen o temarios cerrados, y que de verdad cubra las expectativas docentes de la sociedad.

Imagen: Los opositores de Madrid, reunidos en la Facultad de Filología, recapitulando los distintos puntos de sus protestas

Enlaces relacionados:

Petición de change.org: Por un sistema de acceso justo para los docentes

"Escabechina" en las oposiciones a profesor en la Comunidad de Madrid: menos aprobados que plazas disponibles

Contacto: estafaoposicionesdocentesmad@gmail.com

No hay comentarios: