lunes, 19 de septiembre de 2011

EL SINDICATO DE ESTUDIANTES, TB LLAMA A LA HUELGA


Madrid: El Sindicato de Estudiantes llama a la huelga los próximos días 20,21 y 22 a todos los estudiantes de secundaria
Lunes, 19 de Septiembre de 2011 17:15
¡Todos a la Huelga y manifestación!A las 18:30 horas de Neptuno a Sol


Mediante las Instrucciones de comienzo del próximo curso, normativa supuestamente de carácter 
meramente
técnico, el Gobierno de Esperanza Aguirre ha decidido dar un paso más para atacar a la educación pública
 madrileña.

Como consecuencia de estas instrucciones, 3.000 profesores interinos van a ser despedidos, en lo que se puede calificar
como un auténtico ERE en la Administración pública. La degradación y la pérdida de calidad en la enseñanza son 
consecuencias naturales de recortes y ataques tan salvajes, que como es habitual pagaremos las familias trabajadoras
con nuestro derecho a obtener una educación pública, gratuita y de calidad.

Sí hay dinero... para privatizar y para la Iglesia.

A la vez que se justificadan estos recortes al calor de la crisis económica exigiendo “mayores esfuerzos” al profesorado,
el Gobierno de la Comunidad de Madrid anuncia desgravaciones fiscales para aquellos padres que escolaricen a sus 
hijos en colegios privados. Antonio Beteta, consejero de Economía y Hacienda, anunció que las desgravaciones pasarían
 de 500 a 900 euros por alumno, beneficiándose familias cuyas rentas anuales sean inferiores a 30.000 euros por cada
 miembro de la unidad familiar, incluidos menores, por lo que una familia con 4 miembros podrá acogerse a estas
 desgravaciones si su renta anual es inferior a 120.000 euros. Una medida en perfecta sintonía con las máximas
 aspiraciones de la patronal de la enseñanza privada, ACADE, que venía solicitando desgravaciones de hasta 1.000
 euros para rentas inferiores a los 40.000 euros por cada miembro de la unidad familiar.

Por otro lado, y a pesar de la crisis económica, la Iglesia Católica sigue haciendo negocio con la educación y recibiendo
 prebendas de la Comunidad de Madrid, y desgraciadamente del actual Gobierno del PSOE. La reciente visita del Papa
 ha sido un nuevo ejemplo en este sentido, con la utilización de los recursos públicos, incluidas televisiones, transportes y 
centros de estudio abiertos a modo de albergues al servicio de la misma. Mientras a los peregrinos se les hacían descuentos 
en el transporte de hasta un 80%, la Comunidad de Madrid acordaba subir el billete sencillo en un 50%. Asistimos así a un desfalco organizado de las cuentas públicas, de nuestros recursos, en beneficio de multinacionales, bancos y la Iglesia Católica.

Profesores, padres y estudiantes en defensa de la educación pública.
¡¡La Huelga General es el único camino!!

Todos los acontecimientos posteriores al estallido del 15-M han demostrado que si algo tenemos los jóvenes y los
trabajadores es disposición a luchar, y fuerza suficiente para llevar adelante la lucha contra los recortes con éxito.
Si se han podido parar desahucios y redadas racistas en barrios y ciudades de todo el Estado, ¿por qué no vamos a 
poder parar los recortes y los planes de ajuste? En este sentido la masiva Asamblea del profesoreado madrileño celebrada
 el 31 de Agosto ha vuelto a ser una nueva confirmación de esta determinación, demostrando la enorme combatividad que
 existe de cara a hacer frente a los brutales recortes planteados por la Comunidad de Madrid.

Pero para dar esta batalla es esencial la implicación del conjunto de la comunidad educativa, tanto de padres como de
 estudiantes. Desde el Sindicato de Estudiantes creemos que el principal arma para frenar estos ataques es una Huelga 
General de toda la comunidad educativa, y desde nuestra organización convocaremos a los estudiantes a la Huelga
General conjuntamente con los profesores este inicio de curso. Ampararse, como esta haciendo la Comunidad de Madrid,
 en el derecho de los estudiantes y padres a la educación para atacar la huelga de profesores, es un ejercicio de auténtico 
cinismo, cuando son las medidas aplicadas por el PP las que realmente ponen en riesgo el futuro de la educación pública y
el futuro de la juventud.

Por otro lado necesitamos que esta huelga sea una huelga participativa, con comités conjuntos de profesores, padres y 
alumnos en cada centro y donde las decisiones estén sometidas al control de las bases. El ejemplo de las asambleas del
movimiento 15-M, celebradas a lo largo y ancho de ciudades y barrios de todo el Estado, son una clara demostración
de la fuerza que con métodos democráticos y participativos podría adquirir la lucha de la comunidad educativa en su conjunto.

Por otro lado los padres, que son trabajadores y sufren como el profesorado las consecuencias de la crisis y de los recortes, tienen que estar codo con codo con los profesores en defensa de una educación pública y de calidad. Entre las medidas que ha tomado la Comunidad de Madrid también se incluye un salvaje recorte de las becas de comedor y de libros de texto, habiéndose reducido los fondos en un 5,6%. Todo esto en un momento en el que miles de familias trabajadoras tienen a todos sus miembros en paro, sin prestación social alguna, mientras muchas otras sólo ven rebajados sus salarios al tiempo que aumenta el coste de la vida.

Ataques globales exigen una respuesta global.

En la Comunidad de Madrid, los ataques e intentos de privatización de la educación no son exclusivos de este sector. La sanidad, el Canal de Isabel II, los bomberos y muchos otros sectores están bajo ataque, o lo estarán en un futuro próximo. Por otro lado en Galicia, Cataluya, Navarra o Castilla-La Mancha ya se han anunciado salvajes planes de ajuste que ponen en serio peligro la escuela pública. A nivel estatal el Gobierno del PSOE, completamente entregado a los dictámenes del capital financiero, ha continuado su política de ajustes y recortes durante el mes de Agosto, culminando con la eliminación de cualquier limitación respecto a los contratos temporales, el poder considerar “jóven en prácticas” a personas de hasta 30 años y una reforma constitucional que servirá para avalar nuevos planes de ajuste.

La política de pactos y consenso seguida por las direcciones de CCOO y UGT durante los últimos meses sólo ha servido para
que se multiplicaran y aceleraran los ataques contra la clase obrera. Es necesaria una seria rectificación y autocrítica por parte de los máximos dirigentes de CCOO y UGT, que rompa inmediatamente con la táctica del dialogo social, tal y como vienen exigiendo muchos de sus afiliados y delegados. En este sentido la única forma de frenar todos estos ataques e impedir la reforma constitucional, es elaborando un plan de lucha firme y contundente hasta lograr nuestros objetivos.

Para frenar los recortes y planes de ajuste necesitamos agrupar toda la fuerza del movimiento obrero a nivel estatal. Para ello debemos exigir la convocatoria de una nueva Huelga General en todo el Estado contra los salvajes y continuos planes de ajuste aprobados por las distintas administraciones públicas, que hacen recaer la crisis sobre los jóvenes y los trabajadores y no sobre
sus auténticos responsables, bancos y multinacionales.

No hay comentarios: